Los obstáculos son el camino

2020. Nuevas metas, nuevos sueños. ¿Qué te detiene para alcanzarlos? Temor. Incertidumbre. Inexperiencia. Quizás te falta apoyo o recursos. O crees que eres demasiado viejo. O demasiado joven. O tal vez tus obligaciones limitan tus opciones. Sea lo que sea, enfrentarás obstáculos. Nadie lo está negando. Pero en esos obstáculos hay una oportunidad. Y tienes que aprovecharla.

Este no es un blog de optimismo idealista. No te voy a pedir que niegues cuando las cosas se compliquen o que desconozcas que habrá momentos difíciles. Todo lo contrario.

1. Es cuestión de enfoque. Se trata de convertir las muchas situaciones negativas que encontrarás en tu vida, en positivas, o al menos aprovechar cualquier beneficio que puedas de ellas. No es solo: ¿cómo puedo pensar que esto que me pasa no es tan malo? No. Es cómo quiero ver que esto debe ser bueno, una oportunidad para avanzar o ir en una mejor dirección. No es ser “positivo», sino aprender a ser creativo y oportunista.

Es cómo encontrar soluciones a pesar de los desafíos. Porque se puede hacer. Todos los días. Ese es el poder que tienes dentro de ti.

2. Un obstáculo = una oportunidad. Los obstáculos no solo son de esperarse, sino también de agradecer. ¿Agradecer?  Sí, porque son en realidad oportunidades para ponernos a prueba, probar cosas nuevas y, en última instancia, triunfar. Cuando tienes una meta, los obstáculos te están enseñando cómo llegar a donde quieres ir, enseñándote el camino.

Comprométete a ver en cada crisis, una oportunidad. A convertir cada desafío, en una ventaja.

Puedes ver oportunidades en cada desafío y transformar cada situación negativa en aprendizaje, nuevas habilidades o una forma diferente de caminar hacia tu objetivo. Visto correctamente, todo lo que te sucede, ya sea un colapso económico o una tragedia personal, es una oportunidad para avanzar.

3. Tu actitud marcará la diferencia. Encontrarás obstáculos en tu vida. Justos e injustos. Y descubrirás, una y otra vez, que lo más importante no es cuáles son estos obstáculos sino cómo los ves y cómo reaccionas ante ellos. Aprenderás que tu actitud será el factor determinante para tu éxito.

Porque puede que no hayas querido que te sucedan, pero tú decides cómo te afectan. Nadie más tiene el derecho. Tú decides lo que haces con cada situación. Tú decides si te vas a quebrar o vas a salir adelante. Porque el obstáculo en el camino se convierte en el camino.

Que tengas una semana extraordinaria.

Gracias por leer el blog. Si quieres recibirlo cada semana solo haz clic en el botón “Seguir” que está en la parte superior derecha de la página.

Rafael Avilés Ledergerber

Presidente Ejecutivo

Ecuaprimas

Comparte este blog con tus personas favoritas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *